El Cosmovitral de Toluca

Este impresionante edificio tiene su origen el 22 de febrero de 1909, originalmente se construyó para ser el “Mercado 16 de septiembre de la ciudad de Toluca”, con el fin de conmemorar el centenario de la Independencia de México. El ingeniero Manuel Arratia, realizó el diseño de estilo art nouveau y la Fundidora y Aceros de Monterrey se hizo cargo del armazón metálico. El mercado funcionó hasta 1975.

Cosmovitral, Toluca, Estado de México

Posteriormente se decidió la creación del Jardín botánico, por iniciativa del entonces Gobernador del Estado de México, Jorge Jiménez Cantú y la Presidenta Municipal de Toluca, Yolanda Sentiés de Ballesteros.

El Cosmovitral es un jardín botánico de aproximadamente 3,200 metros cuadrados, el diseño plástico es obra del artista mexicano Leopoldo Flores, a quien le tomó un año el diseño, después el trabajo del vitralista Bernabé Fernández tomó 3 años. En la construcción del Cosmovitral se utilizaron 48 vitrales individuales, aproximadamente 75 toneladas de estructura metálica, 45 toneladas de vidrio soplado, 25 toneladas de cañuelas de plomo y unos 500,000 fragmentos de vidrio de 28 colores diferentes mismos que fueron colocados en 30 mil secciones de emplomados y que proceden de diferentes países: Italia, Alemania, Francia, Bélgica, Japón, Canadá y Estados Unidos.

Vista del Cosmovitral

El Cosmovitral es una sucesión cromática y temática, diseñada para que la contemplación se inicie en cualquiera de sus partes, la intención que parezca que no hay un principio ni un final. Su temática es la dualidad universal, la oposición de la noche con el día, de la mujer con el hombre, del bien con el mal. La imagen que más resalta y -tal vez-, la más conocida es un gran círculo de fuego donde se aprecia la figura del hombre.

El Cosmovitral, es una obra que ha dado identidad al Estado de México y es uno de los más grandes del mundo.

Interior del Cosmovitral

Entradas destacadas
Entradas recientes